El eterno freno a las inversiones en Gran Canaria (2)

2ª parte: El respaldo de la patronal

La semana pasada resultó muy movida en cuanto a noticias con relación al bloqueo a las inversiones en Gran Canaria. En la primera parte de este post se resumieron las repercusiones que tuvieron las declaraciones de Javier Puga (Consejero delegado del Grupo HD) del pasado día 13, en las que denunciaba que a su empresa se le lleva bloqueando una inversión de un centro comercial en Gáldar desde hace 22 años (proyecto en la imagen).

La semana posterior a sus declaraciones, a las que la patronal dio su completo respaldo, concluía con las declaraciones del Consejero de Política Territorial culpando a los empresarios de pretender saltarse la legalidad, a la vez que en esos mismos días, casualmente, se aprobaba uno de los proyectos, un puerto deportivo en Tauro, bloqueado desde hace 14 años. Dicho desbloqueo fue celebrado por constructores y promotores, pero aprovecharon para denunciar que “esta decisión demuestra que el consejero dirige los tiempos a su antojo” (Mª Salud Gil, sábado, 19.11, La Provincia), recordándole al Consejero que quedan aún muchos más poyectos pendientes de su visto bueno, que suponen una inversión de unos 1.000 millones de euros y que crearían más de 15.000 empleos. La presidenta de la patronal de la construcción comentó que “es inconcebible que un representante político se haya instalado en una atalaya desde donde el norte no se divisa”. Durante la siguiente semana Teodoro Sosa, alcalde de Gáldar, denominaba el centro comercial como un proyecto de interés general: “..se trata de un proyecto de iniciativa privada que sin embargo tiene un interés general y vital en el norte, para que un 30 por ciento de los desempleados de la comarca lleven un sueldo digno a sus casas” (La Provincia, jueves, 24.11).

En este contexto de inversiones bloqueadas, el empresario Sergio Alonso, presidente del Grupo Domingo Alonso, señaló que “el espíritu que se ha instalado en la Administración canaria es el torear a todo el que acude a hacer un trámite o gestionar cualquier proyecto. Van a arruinar la isla si siguen con esta actitud de bloquear las inversiones” (domingo, 20.11,La Provincia).

El mismo día el diario La Provincia publica una información que contrasta frontalmente con la ligereza con la que algunos dirigentes políticos intervienen el desarrollo económico de la isla: una Encuesta de Condiciones de Vida que pone de relieve que “la pobreza amenaza ya a un tercio de los canarios por la caída de sus ingresos”, mostrando que Canarias es la comunidad de España donde más ha crecido la tasa de riesgo de pobreza en el periodo 2004-2010. Ese mismo domingo también se publica en La Provincia un artículo muy interesante, “Responsabilidades políticas”, de Agustín Manrique de Lara, presidente del Círculo de empresarios, del que se reproduce un extracto (ver aquí artículo completo, no tiene desperdicio):

“Con la excusa de salvaguardar el territorio, objetivo que nadie discutía, se fue tejiendo una compleja maraña legislativa y un caos competencial que sepultó cientos de proyectos en detrimento del crecimiento económico. Todo ello, aderezado por una compleja burocracia, que ha llevado a la deseperación a los ilusos emprendedores, a la vez que ha permitido al poder público actuar de forma discrecional en perjuicio de Gran Canaria”.

Comenzaba la semana siguiente, en la misma línea, con las declaraciones del empresario Alberto Cabré, presidente de Atlantis Publicidad, clasificando el bloqueo de las inversiones como “secuestro económico de Gran Canaria” (en La Provincia, lunes, 21 de noviembre):

“..en estos complicados momentos, con el elevado número de desempleados que hay en el Archipiélago, el consejero de Obras Públicas y Política Territorial del Gobierno canario, Domingo Berriel, no puede reaccionar criticando a los empresarios porque le acusen de frenar las inversiones sino que debe ofrecer soluciones ya sea rescatando competencias a los ayuntamientos o adaptando los reglamentos para que los proyectos no se paralicen eternamente…Los políticos olvidan que están ahí para trabajar para el pueblo, para resolver problemas y no para criticar a los que invierten..”

A mitad de la semana hemos sido testigos de cómo otro proyecto turístico en la zona del Tarajalillo en el Sur de Gran Canaria queda bloqueado por la Cotmac. A continuación reproduzco algunas palabras de la columna de Francisco Suárez Álamo, Director de Canarias 7, con relación a este bloqueo:

“Estoy seguro de que no lo hacen queriendo pero hay ocasiones en que lo parece. Lo digo por la decisión de la Comisión de Ordenación del Territorio (Cotmac), que deja en el aire la construcción de tres hoteles de lujo en el sur grancanario. ¿Motivo? Atención: los técnicos de la Cotmac discrepan con los del Cabildo grancanario sobre cómo interpretar el Plan Insular. Debe ser que alguien redactó este documento en una lengua extraña, porque de otra forma no se explica…. ¿En qué cabeza cabe que una tierra dé la espalda a quienes todavía se juegan los cuartos con proyectos de inversión, sobre todo con la que está cayendo en la economía mundial y con lo difícil que es encontrar un empresario con financiación?” (Columna del Director, Canarias 7, miércoles, 23.11)

Con relación a este proyecto de Tarajalillo (“con tres parques temáticos y con 3.500 camas asociadas, todas ellas de al menos cuatro estrellas o villas de al menos cuatro llaves”, en Canarias 7, 17.10.11) tendríamos que recordar que, en lo que se refiere al bloqueo comentado, estamos hablando de una clasificación del suelo, y no de una licencia de construcción.  Es decir, las camas hoteleras que están en discusión se refieren a la aprobación del plan parcial, y aún no a la licencia de construcción. Para que el propietario de parcela pueda iniciar la actividad, si consigue desbloquear la situación, tendría que pedir la licencia, pero  hace pocas semanas el Consejero de Política Territorial ya le había advertido que sólo sería posible, según la ley de medidas urgentes, autorizar hoteles de cinco estrellas de gran lujo, los cuales, además, deben ser “hoteles escuela”. ¿Es tan difícil dejar al inversor la opción de optar por la categoría más apta para su inversión de acuerdo a lo que su estudio de mercado le recomiende para esa zona en concreto?

A todo esto, el mismo miércoles, la Ley de Medidas Urgentes recibe su primer “tirón de orejas” del TSJC, al condenar la Sala al Gobierno a iniciar una reclasificación del suelo de un Plan Parcial en Costa Calma, así como a establecer la indemnización del afectado, censurando la inseguridad jurídica de dicha ley. Con ello ya es de prever que le seguirán los demás recursos y podemos constatar que la Ley de Medidas Urgentes no sólo ha generado importantes costes de oportunidad, por las inversiones perdidas y los puestos de trabajo que se podrían haber creado, sino también previsibles costes directos de indemnización (recogido en el artículo 17.1), que es el precio por el bloqueo de derechos urbanísticos consolidados.

El viernes otra noticia contrasta crudamente con el bloqueo a las inversiones: Canarias es la segunda región europea con más desempleo (28,7%), sólo por detrás del departamento francés de ultramar de Reunión (28,9%). En otro orden de cosas, en su artículo “Absurdo turístico” el periodista especializado en Economía José S. Mujica describe los inconvenientes a los que se tuvo que enfrentar un inversor durante 10 años en Yaiza para realizar su proyecto (ver recuadro, pinchar para ampliar imagen). A su vez, el periodista y Director de Radio 7.7, Francisco Chavanel, describe de la siguiente manera la forma de proceder en la Política Territorial en su artículo del domingo:
Berriel habita sobre una consejería plagada de especialistas del nonismo, ocultos en los pliegues de unas agencias con un poder extraordinario sobre el territorio. Esas personas no están ahí para facilitar las cosas al contribuyente. Cuando descansa en sus manos un proyecto turístico de calidad no se fijan precisamente en las bondades que tendría para el Archipiélago; lo que miran es exactamente qué hay que hacer para fulminarlo, cosa que consiguen con facilidad. El consejero levita sobre esa bomba de relojería que detiene la competitividad del Archipiélago; a veces es consciente, y otras, imagino que la mayoría, no.” 

En este contexto, el Hotel Apolo en Playa del Inglés (nuevo Hotel Bohemia) espera desde hace dos años por la licencia del restaurante: “Iba a convertirse en el emblema de la rehabilitación hotelera de Playa del Inglés y ahora es el símbolo de la burocracia administrativa que bloquea las inversiones en el sur de Gran Canaria” (La Provincia, domingo 27 de noviembre). En abril del 2009, cuando se presentó el proyecto de rehabilitación, los propietarios tenían intención de reabrir el hotel el mismo año. Las instalaciones son de lujo y la mayor parte están acabadas desde finales del 2009. Se comenta que, en el mejor de los casos, no podría obtener la licencia hasta la próxima primavera. ¿Se premia así a uno de los pocos empresarios que se ha atrevido, sin ningún tipo de incentivo, a reformar su establecimiento (incluso hacia una categoría de lujo, rebajando casi a la mitad su número de habitaciones)  en un entorno envejecido, en el que el Consorcio de Rehabilitación en sus cuatro años de gestión, gracias a sus disputas políticas internas, no ha conseguido mover ni una sola piedra?

En la misma edición de La Provincia del domingo se publica el artículo Meloneras, un reto inconcluso del empresario Eustasio López, presidente del Grupo Lopesan, en el que afirma estar cansado por el sistema de poner “palos en las ruedas” permanentemente. Cito a continuación algunas palabras del artículo:

“…Con la elección del título de este artículo lo que queremos destacar es la oportunidad que tenemos -si la Administración cambia el chip y quita los palos de la rueda- de completar el Resort Meloneras -un “destino con nombre propio” dentro del destino Gran Canaria, al decir de algunos- con la Marina Puerto Deportivo que reclaman los clientes, y el sentido común, ante la imposibilidad de contar con atraques y equipamiento para el turismo náutico,-llevamos esperando que nos la dejen hacer más de diez años-; de un centro comercial abierto, que hoy tendría la temática del Baobab y vinculado al hotel para firmas de medianas superficies -otros diez años de demora-; de equipamientos lúdicos y de naturaleza de mucha calidad en el ámbito de la antigua Meloneras 2B -tres años de espera, aunque en esta caso la demora no solo imputable a la Administración- que permanece sin edificar; mejora del litoral para estabilizar playas y dotarlas de los equipamientos dignos con los que cuentan todos los destinos competidores -doce años de retraso-, etcétera…()
… No dudo de la buena voluntad de algunos responsables -aunque a veces lo ponen difícil- pero tampoco dudo de la incapacidad de la mayoría. ()… El cinismo del sistema () permite que en la ferias del sector se saque pecho por Meloneras presumiendo por los logros del esfuerzo ajeno como si fuera propio, mientras que, en los trámites cotidianos, unos haciendo y otros dejando que los demás hagan, no han parado de poner piedras en el camino que todavía estamos intentando retirar. Eso sí más cansados, muy agotados.”

Y por si todo ello fuera poco, termina la semana con un torpedo contra el desarrollo económico de Gran Canaria: el Gobierno se reafirma en su intención de prorrogar la moratoria turística, la cual ha sido el máximo freno al desarrollo grancanario durante la pasada década. El editorial del domingo de La Provincia, “Canarias no soporta más frenos”, argumenta que “hoy en día las circunstancias son las opuestas: la presión del ladrillo sobre el territorio no tiene nada que ver con la que se registraba hace una década y la economía, lejos de recalentarse, padece un estancamiento que ha llevado al paro a decenas de miles de canarios” y apela al binomio turismo-construcción como única actividad económica capaz de generar contrataciones en masa. ¿De verdad el Ejecutivo puede a estas alturas imaginarse que Gran Canaria soportaría una tercera moratoria turística?¿Nos quedará como única opción de desarrollo de nuevas plazas hoteleras el construir hoteles flotantes en el mar, tal como sugería un estudio del Observatorio sobre Innovación esta misma semana? El desarrollo económico de Gran Canaria se hunde, pero la orquesta del Ejecutivo sigue tocando la melodía del estancamiento y del freno indiscriminado de cualquier iniciativa empresarial. ¿Durante cuánto tiempo más?

Termino el post con un extracto de la columna “Del Director. El lamentable veto a una apuesta de calidad” (de Francisco Suárez Álamo, Canarias 7, domingo 27.11):
“Con todos estos elementos (proyectos) sobre la mesa, las trabas burocráticas – e incluso las políticas-, deberían desaparecer. Nadie pide saltarse la ley. En todo caso, habrá que recordar que la política territorial no se diseñó para convertir Gran Canaria en un erial, sino para buscar el equilibrio entre la protección del entorno y la necesidad de que en ese entorno viva gente que tenga trabajo.

 

Nota: Este post es la 2ª parte de la serie “El eterno freno a las inversiones en Gran Canaria”:
1ª parte: “El detonante: Las declaraciones de Javier Puga”
2ª parte: “El respaldo de la patronal”
3ª parte: “El futuro turístico de Santa Águeda, la 3ª moratoria y el alcaraván perdido”
4ª parte: “Inversiones paralizadas por valor de 1.138 millones y la imparcialidad cuestionada”
5ª parte: “Señor Presidente, déjenos invertir en las islas, déjenos crear riqueza y empleo”

 

Noticias y artículos relacionados:

“Los constructores denuncian que Berriel les bloquea las inversiones “a su antojo”, en La Provincia, 19 de noviembre.
“Sergio Alonso: El Gobierno nos pone al márgen de la ley”, en La Provincia, 20 de noviembre.
“Responsabilidades políticas”, Agustín Manrique de Lara, en La Provincia, 20 de noviembre.
“La pobreza amenaza ya a un tercio de los canarios por la caída de sus ingresos”, en La Provincia, 20 de noviembre.
“Cabré: El Gobierno ejerce un “secuestro económico” sobre Gran Canaria”, en La Provincia, 21 de noviembre.
“El pleno exige iniciar el centro comercial de Gáldar”, en La Provincia, 24 de noviembre.
“Una investigación sugiere impulsar los hoteles flotantes”, en La Provincia, 23 de noviembre.
“El gobierno recibe la primera condena por la Ley de medidas urgentes”, en eldía.es, 23 de noviembre.
“Canarias es la segunda región europea con más paro”, en Canarias 7, 25 de noviembre.
”Canarias no soporta más frenos”, Editorial La Provincia, 27 de noviembre.
“Meloneras, un reto inconcluso”, Eustasio López, publicado en La Provincia el 27 de noviembre, reproducido en el blog de Daniel Garzón Luna.
”Las inversiones bloqueadas crearían más de 15.000 empleos”, en La Provincia, 27 de noviembre.


No comments yet... Be the first to leave a reply!